Menú

Mar del Plata se puso de pie para aplaudir al genial Ricardo Darín

En una jornada con gran intensidad emotiva, la 37 edición del Festival Internacional de Cine de Mar del Plata coronó la trayectoria del actor argentino de más fama internacional con el premio Astor.

“Papá, metiste en cana a Videla!”, dice “strasserita”, el joven actor Santiago Armas Estevarena que interpreta al hijo del Fiscal Julio C. Strassera en Argentina 1985 de Santiago Mitre. La audiencia que puebla el patio de butacas del tradicional teatro Auditorium de Mar del Plata celebra con una ovación. En la ficción, es la madrugada en la cual al fiscal le adelantan las condenas judiciales del Juicio a la Juntas, como se denominó al proceso que determinó la condena de los sangrientos jerarcas de la Dictadura Militar argentina (1976-1983). En la realidad de esa jornada, donde ficción y realidad cruzan la memoria emotiva, el público hace propias las angustias de la historia de un proceso judicial que merecía narrarse y de cómo, por vía democrática, la Argentina clausuró un cíclico proceso de revueltas, asonadas y dictaduras militares que habían comenzado en 1930. Strassera murió el 27 de Febrero de 2015. Ricardo Darín asume su rostro para la ficción que se mezcla con la historia real para celebrar Argentina 1985, la película que le devolvió la esperanza al cine argentino en la taquilla pero también de cara al Oscar, la apuesta del país para llevarse a casa por tercera vez el premio.

La película está por terminar, y en las sombras ingresan Santiago Mitre, Dolores Fonzi, Cecilia Roth, Agustina Llambí Campbell (productora de la película), y muchos amigos y parte del equipo técnico. Se ubican en los palcos que dan lateralmente al escenario. No van a ver la película que han visto ya varias veces. Van a celebrar el talento de su gran protagonista. La película termina. El público no se mueve pero la ovación crece y crece. Es casi una mezcla de triunfo cinematográfico con celebración democrática. Pero hay más y es cuando Ricardo Darín aparece en escena para recibir el premio Astor a la trayectoria, máxima distinción del festival. “Gracias, que tal buenas noches. Que buen recibimiento, muchísimas gracias. Estoy muy agradecido por supuesto, no puede ser de otra manera, con este premio. No es exactamente un premio, es una especie de reconocimiento, homenaje… es por no hacer nada en realidad esto”, dice Darín arrancando las risas del público y agrega: “Estoy muy agradecido, es un momento HER-MO-SO como le gustaría decir a mi amiga Mariana Karr, la verdad que no esperaba esto y si estaba pendiente de poder acompañar a nuestra película que es parte de lo que nos gusta hacer en esta época porque estamos muy orgullosos de ella. Y habíamos dado nuestra palabra de que íbamos a estar acá, Esto no me lo esperaba pero… me cae muy bien realmente”, añadió Darín para dar paso nuevamente a las risas.

La entrega del galardón se realizó con la presencia en la sala del Ministro de Cultura, Tristán Bauer, del vicepresidente en ejercicio de la presidencia del Incaa, Nicolás Battle y con el presidente del festival, Fernando Juan Lima, el director artístico, Pablo Conde; y la productora del festival, Cecilia Diez, en el escenario. Antes, un video repasó los momentos más recordados de Darín en la pantalla grande. “Los abrazos siempre son bien recibidos. Me encanta que estén acá, espero que hayan disfrutado la película, que los haya movilizado, ayudado a reflexionar, ver algunas cosas que son importantes para nosotros los argentinos que tantas veces nos acostumbramos a pegarnos a nosotros mismos, a menospreciarnos, a no apoyarnos y hacer foco en las buenas cosas que tenemos. Creo que nuestra película, humildemente, no se si humildemente pero si prudentemente, esperó para proponer para recordar un momento de la Argentina y de los argentinos realmente muy importante. No sólo por lo que significa para nosotros sino por lo que, creo yo, significó y significa como evento inédito en el mundo”, confirmaba el actor que no tiene parecido físico con el fallecido fiscal Strassera pero que a fuerza de talento asume su rostro en el inconsciente colectivo, agregado: “Tuvimos la oportunidad de viajar acompañando nuestra película a diferentes lugares y, en todos lados, recibimos el impacto de la impresión y la devolución de la gente de otros países, de otras culturas, de otros idiomas, que nos hicieron entender que, a pesar de estar contando una historia absolutamente local que nos representa, tiene un alcance enorme y por eso la gente de todas partes del mundo la abraza y la hace propia. Es muy difícil imaginar algún lugar de, este querido y descuidado planeta, en donde no haya comunidades y sociedades que reclamen justicia por algún motivo. En todas partes hay problemas, se cometen injusticias, a veces la justicia tarda en llegar, cuando llega, entonces esto creo que entendimos y percibimos a través de nuestros viajes con lo que le ha ocurrido a toda la gente en el mundo con esta historia que es de ustedes, que es nuestra. Gracias por estar acá”, cerró Darín consiguiendo que el público volviera a aplaudirlo de pie.

·El autor es crítico cinematográfico, profesor universitario, periodista cultural e integró el Jurado Oficial de la edición 2022 de la Semana Internacional de Cine de Valladolid.

Otras noticias destacadas